ATENCIÓN A PADRES DE FAMILIA

¡Quién me escucha!
¡Quién me escucha!

YO NO ABANDONO

3a Reflexión: "El Espejo de la Conciencia"

Ante todo gracias papas por seguir en contacto, desde aquí a todos ustedes mi reconocimiento por su aplicación en ésta página.  Hoy queremos demostrar que no solo con los libros se aprende y que quizá no le damos importancia a lo que de verdad la tiene, en las relaciones con los demás. Especialmente con los que en éste momento dependen de nosotros… Nuestros hijos

 

Escucha la canción autor: Diego Torres, color esperanza que se maneja en el link por favor. La puedes encontrar también al inicio de esta reflexión.

 

http://youtu.be/BkR19_G9jXs


La mayoría de las personas podemos coincidir que uno de los retos más importantes de la convivencia humana, personal, familiar, grupal etc. Ha sido la comunicación. Hoy el avance de los medios es excepcional, sin embargo de manera paradójica el entendimiento entre las personas cada vez se distancia más; esta separación ocasiona que exista sólo una visión individualista. El YO


La competencia que se puede con ello formar entre las personas nos hace separarnos cada vez más de los valores fundamentales del ser humano: la amistad, el amor, la comprensión, la tolerancia, la transparencia, la honradez y por si fuera poco nos alejamos cada vez más de la autenticidad, nos volvemos falsos y acudimos a lo que sea necesario para satisfacer nuestros deseos. Haz escuchado esta frase que “el que no tranza, no avanza”, o “en México todo se vale”, “más vale que lloren en su casa y no en la mía”. Cuantas veces nosotros mismos hemos formado parte de las personas que piensan así.


Hoy en día la palabra de honor ha pasado a la historia, en la misma familia las promesas o pactos se han dejado atrás sin validez alguna de nuestro nombre, de nuestro compromiso.


Casi se ha perdido el respeto por las personas mayores, o los discapacitados, o los que viven en desventaja con nuestro concepto personal de lo que hoy tenemos como privilegio… la vida.


Pero para todos, la realidad biológica es diferente, la inmortalidad que en un momento podemos suponer es una total falacia, por lo que en una circunstancia inesperada podemos perderlo todo, desde la vida de algún ser amado,  alguna relación familiar de la que nos hemos apartado y llegar a pelear hasta con nuestros seres queridos física y verbalmente, en muchos casos por ambiciones personales o la imposición de ideales  y que decir de los amigos o vecinos.

Cada día pareciera que perdemos más la capacidad de asombro frente a situaciones extremas, que van imponiendo un estilo de vida, de temor, de agresión, o incertidumbre. Acostumbrados a que en cada semáforo se vendan periódicos con escenas escalofriantes que lo único que hacen es cicatrizar el alma ante la misma muerte.

Ante tal circunstancia tu como yo te preguntaras ¿y qué puedo hacer para cambiar esto?, seguir luchando desde nuestra propia trinchera el hogar, hasta poder recuperar por lo menos parte esencial  de los valores perdidos, recuperar la convivencia desinteresada entre nuestros seres queridos, comprender y tolerar a otros no juzgándolos bajo nuestros propios conceptos sino permitir un intercambio de ideas, plantear soluciones creativas ante situaciones complicadas que pongan en riesgo la integridad de la familia.


Esta tercera reflexión se realizó con la ayuda de un grupo, la consigna es que imprimieran en una opinión un Valor que los representara en familia y frente a los demás pero que mencionaran el porqué. Te lo comparto mamá y papá siéntate cómodo y disfruta.

Mi nombre es RESPONSABILIDAD, ya que desde los 10 años en mi casa tengo muchas cosas desde cocinar pues mi mamá trabaja, hago el aseo y cuido del taller de mi papá, ¡uf!.

 Me llamo RESPETO pues en mi casa me han enseñado a tratar a otros como me gusta que me traten.


Soy COMPROMETIDO, no me gusta dejar las cosas a medias, lo que no me gusta es que en mi casa mi papá dice muchas groserías y se escucha muy mal, Me gustaría decirle que no las diga.

Puedo llamarme AMISTAD, si en casa las cosas fueran distintas. Se pide respeto pero existen burlas y mi mamá me exhibe con otros cada que puede.


Mi papá no es honesto, no cumple las promesas que hace… cuando toma cerveza se convierte en algo terrible, siempre dice que no lo hará pero vuelve a caer en lo mismo. Me hace triste que no guarda su palabra. Yo soy RESPONSABILIDAD.


Me llamo FIDELIDAD, gracias a mis hermanos porque ellos me han educado, me entienden, apoyan y regañan. Mis padres no me importan… nunca ha estado realmente solo en lo superficial.

Mi nombre es LEALTAD, doy gracias por la vida de mis abuelos, tan maravillosos, los amo mi abuelo murió hace 6 años pero ha sido mi mejor confidente!!!!!!!


Soy AMABILIDAD, en mi casa me han enseñado a respetar y no decir groserías pues se escucha muy feo.

Soy NOBLE, aunque mi casa es un verdadero desastre yo he aprendido a tener valores en la escuela, pues mis padres no precisamente son el mejor ejemplo.


Mi nombre es JUSTICIA, reconozco cuando estoy actuando mal.

FORTALEZA es mi nombre pues la he aprendido de las dos mujeres más importantes de mi vida… mi mamá y mi abuelita.


No es posible por desgracia escribir cada uno de los comentarios de los chicos, pero he de decir que nuestros hijos en la edad adolescente se convierten en los peores jueces de nosotros los padres, son capaces de cuestionar nuestra congruencia entre lo que se habla y lo que se hace con la mayor facilidad del mundo.

Como padres exigimos que nuestros hijos cambien o hagan lo que creemos que es lo mejor para ellos ¿Pero y nosotros?, hasta ¿cuándo?.


Cómo padres responsables no podemos dejar pasar más tiempo, pues nuestros hijos van creciendo y pronto… en un santiamén, serán adultos y probablemente repitan los mismos esquemas en los que hasta hoy viven.


Les comparto esta hermosa definición de hijo por José Saramago, premio Nobel de literatura:


Hijo es un ser que Dios nos prestó para hacer un curso intensivo de como amar a alguien más que a nosotros mismos, de cómo cambiar nuestros peores defectos para darles los mejores ejemplos y de nosotros aprender a tener coraje. Sí, Eso es! Ser madre o padre es el mayor acto de coraje que alguien pueda tener, porque es exponerse a todo tipo de dolor, principalmente de la incertidumbre de estar actuando correctamente y del miedo a perder algo tan amado? perder? ?cómo? No es nuestro? Fue apenas un préstamo... EL MÁS PRECIADO Y MARAVILLOSO PRESTAMO ya que son nuestros solo mientras no pueden valerse por sí mismos, luego le pertenece a la vida, al destino y a sus propias familias. Dios bendiga siempre a nuestros hijos pues a nosotros ya nos bendijo con ellos

Gracias papá y mamá por las más de 300 respuestas a la 2ª. Reflexión, al conocer cada una de las respuestas que compartiste no puedo dejar de mencionar que en muchos de los casos hemos traído a nuestra familia la formación que tuvimos desde la infancia y cuando esta la hacemos consiente y queremos mejorar nos cuesta trabajo pues nadie nos dice cómo hacer y actuar como padres.

 

¡EMPIEZA, INTENTALO!, PODEMOS CAMBIAR POR NUESTRO BIEN Y ASÍ REFLEJAREMOS ALGO MÁS, BUSCA EN TU INTERIOR LO QUE ESTORVA Y DEJALO A UN LADO…PERDONA Y CAMINA PERO NUNCA TE DETENGAS Y PIENSES QUE TU VIDA ESTA RESUELTA, PUES EN UN MOMENTO PUEDE CAMBIAR.


Si yo te  preguntara que en lugar de tu nombre mencionaras el valor  que te distingue  o tu fortaleza personal…una sola palabra, ¿qué dirías?...pues quizá, allí donde está tu fortaleza estará la prueba.

¡Un abrazo virtual!, muchas gracias. Hasta el próximo curso.

Estoy a sus órdenes


http://cobaem01cuernavaca.jimdo.com


Escuela Virtual para Padres

Lic. Alicia Téllez Girón Díaz atellez@cobaem.edu.mx

 

Bienvenido seas papá y mamá a éste espacio que está diseñado para crear y fortalecer el trabajo conjunto y continuo de ser padre de familia, y  junto con la escuela tengamos de forma pertinente el acompañamiento necesario para el establecimiento de estrategias que permitan que nuestros jóvenes estudiantes salir adelante y superen obstáculos que se les presentan en la  vida cotidiana   donde muchos de ellos son verdaderos muros que detienen su buen desarrollo y crecimiento como persona.


 Eres parte esencial de éste proyecto,  ya que es en  casa donde se establece reglas, se educa en amor y en valor, se fortalecen lazos de unión,  solidaridad  y respeto y se perfila la personalidad del individuo que se integrara a una sociedad cambiante con retos que requiere del fortalecimiento personal y familiar.


En éste vínculo encontraras reflexiones, comentarios, temas de  interés, inquietudes de los jóvenes estudiantes (tus hijos). Seremos siempre respetuosos de los comentarios que se expresen.


ACADEMIA DE ORIENTACIÓN EDUCATIVA

PLANTEL 01 CUERNAVACA

 

 

Papá, Mamá quisiera decirte algo que no me atrevo de frente que…….


Esta sección tiene comentarios fidedignos de jóvenes que mediante una lectura de reflexión expresan por medio de la escritura ese pequeño o gran secreto que los padres no saben y que llevarlo a cuestas ha sido desgastante y pesada loza.


(Para su publicación se ha pedido la autorización)     

                                                                                              

  • Necesito que mis padres tengan más autoridad, a falta de ello he perdido algunos de mis principios, necesito consejos de mis padres.
  • Necesito hablar con ustedes, casi no los veo.
  • Quiero decirles que tengo novio a escondidas.
  • Ya tuve mi primer relación sexual, no sé qué hacer estoy arrepentida y me siento muy mal, los he engañado.
  • Papá me he enterado que le eres infiel a mi mamá, no sabes cuánto me duele, nos haz engañado durante un buen tiempo y lo peor es que tu secreto me quema no se lo puedo decir a mamá pues la dañaría mucho…te odio.
  • Te he engañado y me ido a otros lugares sin tu permiso.
  • Soy apegado a sustancias sobre todo a la marihuana. Ayúdame.
  • Te amo, gracias por todo.
  • No tengo confianza con ustedes, solo se ocupan de su vida.
  • Soy adicta al sexo, lo tomo como pasatiempo llevo 4 hombres con los que he tenido relaciones sexuales y 11 con los que he fajado. ¡Quizá sea bisexual!
  • Papá deja de tomar…me avergüenzas
  • Conocí a un señor casado y me pretende, me manda regalos, me invita a salir es amigo de mi familia y lo quieren mucho…odio su hipocresía.
  • Les pido perdón por ser rebelde, enojona, contestona en especial con mi papá, necesito que todos en casa nos comuniquemos mejor que pasemos más tiempo juntos.
  • Mamá estoy confundido sé que trabajas, que tienes novio pero no te da tiempo para mí, quiero hablarte sobre mis preferencias sexuales, pero no sé cómo.
  • Gracias pues todo nos platicamos aunque tengo más confianza con mi padre de crianza, los amo mucho.
  • No lo olviden aunque estén divorciados soy su hijo los necesito.
  • He tomado con mis amigos, pero no me he emborrachado solo ha sido por curiosidad jejeje.
  • Mis calificaciones, son malas.
  • Tal vez requiero un poco de atención, también pasar y compartir momentos especiales con la familia. Eso me ayuda a llenarme de amor, paz, seguridad, apoyo….
  • Me siento confundida creo que me gustan las mujeres, necesito ir con un psicólogo.
  • He visto pornografía con mis cuates.
  • Mi novio dice que tengamos relaciones pero me da miedo quedar embarazada. Me gustaría decirte que me ha tocado en partes íntimas. Háblame del sexo por favor.
  • Cómo me enoja que me compares con mis hermanos, somos muy diferentes ¡entiéndelo!
  • Ya no me acompañes a todos lados, déjame respirar, eso me avergüenza.
  • Es difícil respetarte cuando tú haces cosas que van en contra de lo que hablas. ¡Predica con el ejemplo!
  • Me molesta que me grites frente a los demás, podrías regañarme cuando estemos solos en casa.
  • Exiges respeto a los padres, pero tu ni pelas a los tuyos. Hasta te quejas de ellos frente a nosotros.

 En que pensar…


Como institución educativa nos enfrentamos día a día a un alumno en evolución rápida y cambiante, la familia gran protagonista de éste evento parece estar en crisis. La atención a estudiantes y padres se hace cada vez más necesaria pero… ¿cómo estar en contacto con la escuela, si se han abierto los espacios en Escuela para Padres y solo asisten 15 o menos de una población de 2030 alumnos? ¿Y generalmente solo asisten  los padres que tienen hijos sin problema?

Así es que los desafíos que se nos presentan son muchos. Hoy podemos incorporar el uso de la tecnología al hogar y pretendemos estar más en contacto con madres y padres de familia interesados en fortalecer ese vínculo quizá último con su hijo o hija y la escuela.

Sabemos que los extensos horarios de oficina o trabajo de los padres han modificado las costumbres de casa, la forma de trasmitir los valores que antes podía darse a la hora de compartir alimentos o por simple convivencia  se ha transformado y en ocasiones son los hijos los que pasan la mayor parte de tiempo solos, quizá ya no frente al televisor, como más a la computadora en uso del internet a libre albedrio, sin supervisión en muchos de los casos.


Hoy nos enfrentamos como padres a un sin fin de decisiones de los hijos que pueden afectar a toda la familia, los ejemplos expuestos al inicio de ésta lectura son más que evidencia de la carencia en muchos casos de comunicación y respeto dentro del núcleo familiar, ¿qué tal que alguna de las confesiones fuera la de tu hijo o hija?, el saber lo que viven hoy día nuestros jóvenes quizá sea solo la respuesta al abandono en que los hemos tenido. Ignorar sus actividades, o solapar circunstancias en que se ven envueltos no resuelve nada, tampoco solucionamos mucho si solo lo  hablamos; esto necesita  un diseño mayor, una mejor estrategia, retomar cada uno como padre la función que nos toca vivir, manejar límites, educar en disciplina, amor y respeto.


Acompañar a nuestros hijos en su desarrollo intelectual, físico o social, fortaleciendo su autoestima, hablando con la verdad, dando ejemplo con nuestra propia vida y  teniendo como base un amor incondicional no permisivo, sino de contención y firmeza.


El Colegio de Bachilleres del Estado de Morelos pretende entonces en compañía de los padres  lograr  un acompañamiento integral en lo profesional y afectivo, pues es también en la escuela donde se cumple un rol fundamental  como institución educativa es lugar donde el joven estudiante se nutre de aprendizajes y vivencias, los cobija emocionalmente y brinda normas en las que se  establece la sana convivencia que pretende ser de calidad, donde también hay límites que necesitan ser respetados. Es una experiencia de acompañamiento académico, afectivo y de un aprendizaje para la vida misma.


Esta oportunidad de acompañamiento a través de talleres de reflexión, procura poner a disposición de los padres distintos elementos para reforzar la autoestima de los hijos, mejorar la calidad de la comunicación  y desarrollar  estrategias de aprendizaje saludables.


Este aprendizaje requiere de un entrenamiento y de una reflexión por parte de los adultos. Por lo tanto, la tarea preventiva está orientada a optimizar la capacidad de los padres en el despliegue de sus funciones, a partir de una profunda reflexión sobre el tema.


Lic. Alicia Téllez Girón Díaz

atellez@cobaem.edu.mx

 

2a Reflexión: Contener en casa, autoridad y disciplina.

A cada uno de los 200 padres que respondieron …muchas gracias, cada observación de ustedes fortalece y le da vida a éste trabajo pues es de todos el esfuerzo por brindar a los jóvenes un mejor trato con ejemplo digno de parte de los padres. Fue muy enriquecedora su participación, la mayoría de los padres se puso en el lugar de sus hijos y  fueron opinando según su propia experiencia.

Citaré algunas de ellas pues vale la pena retroalimentar con sus opiniones éste trabajo.  

 

“Mi hija es un reflejo de mis emociones y mis principios y realiza y actúa como yo se lo he inculcado y enfrenta los problemas así de esta manera, de tal forma que si no se yo resolver mis problemas, como espero que ella resuelva los problemas a los que se enfrenta, si actuó con ética y honestidad, estaré dándole el ejemplo para resolver  los problemas de una forma efectiva, quiero decir debemos predicar con el ejemplo. Para ayudar a mi hija a resolver sus problemas, tengo primero que escucharla con  atención, proporcionándole desde un inicio la confianza necesaria para que pueda señalarme lo que me quiere decir, sin ser intolerante en lo que me está diciendo y buscar juntos la mejor solución, debo también ser participativo en sus inquietudes y comprensivo al conocer los errores que ha o está cometiendo.”

 

“… todo podría ser distinto si toda la comunicación fuera dentro de la casa, porque cabe destacar que la COMUNICACION es parte fundamental en la formación de nuestros hijos.”

 

“Fallamos a veces con la comunicación, y tratamos de ser amigos, y no tan rígidos como lo fueron nuestros padres, en el futuro tendré más pendiente en sus sentimientos, que si bien hablamos, nos platicamos de los problemas que tiene como estudiante, las fallas que tengo como madre, como padre, y que es lo que quiero, pero a veces me falta más tener atención a sus sentimientos.”

 

“Al leer lo que los jóvenes piensan es muy lamentable el que ellos lleven esas cargas, pero lo más triste es que nosotros como padres desconocemos lo que realmente necesitan nuestros hijo, lo que piensan y cuánto daño les hacemos al no escuchar y tampoco dar ejemplo,  y que como padres seamos los últimos en enterarnos porfalta de comunicación, confianza y atención.”

 

“Es necesario brindarles confianza ser empáticos con ellos  recordar que algún día fuimos jóvenes darnos cuenta que estamos frente a un mundo carente de valores y que si nosotros no reforzamos a nuestros hijos ellos pueden verse atrapados en un callejón sin salida.”

 

“Por mi parte, profesora, reitero mi responsabilidad con mi Hija paraescucharla, entenderla, y antes de comenzar con un regaño o insulto, recordar que todos fuimos jóvenes y que necesitamos una guía en esta parte fundamental de la vida.”

 

Para concluir ésta retroalimentación recomendó ver en éste link el siguiente vídeo.

 

Quiero- Jorge Bucay

http://youtu.be/c-_vaM0C1OQ


 Citare a Fernando Savater en su libro “El valor de educar”, en el capítulo 3.  El Eclipse de la familia detallando lo siguiente: 

 

La educación familiar funciona por vía del ejemplo, no por sesiones discursivas de trabajo, y está apoyada por gestos, humores compartidos, hábitos del corazón, chantajes afectivos junto a la recompensa de caricias y castigos distintos para cada cual, cortados a nuestra medida. 


Sin embargo para que una familia funciones educativamente es imprescindible que alguien en ella se resigne a ser adulto. Y me temo que este papel no puede decidirse por sorteo ni por votación asamblearia. 


El padre que no quiere figurar sino como el mejor amigo de sus hijos, algo parecido a un arrugado compañero de juegos, sirve para poco; y la madre, cuya única vanidad profesional es que la tomen por hermana ligeramente mayor que su hija, tampoco vale mucho más. 


Se trata como suele decirse, de una crisis de autoridad en las familias. En su esencia la autoridad no consiste en mandar: etimológicamente la palabra proviene de un verbo latino que significa algo así como ayudar a crecer. 

Si los padres no ayudan a los hijos con su autoridad amorosa a crecer y prepararse para ser adultos, serán las instituciones públicas las que se vean obligadas a imponerles el principio de realidad, no con afecto sino por la fuerza. 

 

En que pensar…

 

En una familia es necesario que exista una adecuada autoridad y disciplina del padre y de la madre, de ella dependerá el desarrollo adecuado de un comportamiento equilibrado, coherente y estable.

 

Los jóvenes necesitan ser educados, contenidos en amor, en respeto y libertad. Si no fomentamos esto desde casa, es muy difícil que el adolescente no tenga problemas en la escuela o en la sociedad, tanto con sus compañeros como con sus maestros y se ve reflejado en la aceptación de normas y reglas tan claras y sencillas como portar el uniforme adecuadamente.

 

Ser firme en el manejo de la autoridad, no es ser rígido ni duro, sino convencido de que lo que se quiere lograr con ello es en beneficio de otro, es algo coherente y no ambivalente, no debe existir el hoy si ejerzo mi autoridad y mañana ya no. Además la firmeza debe ir siempre acompañada de un componente afectivo, de una explicación del porqué; no solo en decir “porque soy tu padre o tu madre lo ordeno”…pues con ello lo único que se crea es la respuesta de inconformidad,  reforzando una      actitud       de     rebeldía. Los hijos aceptan la firmeza, es más, la necesitan y la esperan. Lo que no aceptan son las rigideces e intransigencias, el      autoritarismo,     el      totalitarismo.

La firmeza crea hábitos bien organizados; la rigidez desencadena en cambio, reacciones negativas en el hijo (o en el alumno para el caso de los docentes), así como agresividad por la frustración que genera.


Estudios del Psicólogo Gregorio Verano Rodríguez  demuestran que tras un adolescente maduro desde el punto de vista moral (¡que los hay!) hay un padre afectuoso, comprometido con el hijo y de “gran estatura moral”.

 

Cita algunas características de padres eficaces:

 

©     Demuestran amor.

©     Apoyan

©     Ponen normas.

©     Dan ejemplo.

©     Enseñan responsabilidad.

©     Facilitan experiencias 

©     Respetan

 

Y como estrategia para lograrlo:

 

Reconocer que no hay receta mágica cada familia tiene características diferentes, saca el mejor provecho de la tuya al reconocer el rol que cada uno juega.

Escuche, estamos muy acostumbrados a hablar, sepamos escuchar con empatía y respeto.

 

Busque ocasiones para tener charlas o actividades compartidas, integre al adolescente a sus propias actividades, tome en cuenta sus opiniones… eso ayudará.

 

Hable de las diferencias, no impida la comunicación. En ocasiones el platicar de lo que usted hacia resulta interesante para ellos y de cómo salía de apuros también.

 

No exagereni regrese a mencionar conductas pasadas.

Conozca e identifíquese con sus preocupaciones e intereses.

Comuníquese con respeto.

 

Papá, Mamá…esta vez quiero que hagamos reflexión sobre el tema de autoridad como un medio de contención en amor y disciplina, el ejercicio que se realizó con uno de los grupos fue con la siguiente pregunta:

 

¿Qué harías tú, con un hijo como tú?

 Y algunas de las respuestas fueron las siguientes.

 

© Acercarme a él, para ayudarlo a resolver sus problemas, brindándole con algún consejo o simplemente con la compañía.

©  Brindarle libertad sin convertirse en libertinaje.

©  Crear un ambiente de confianza, sin llegar a ser su mejor amiga.

©  Cumplimiento de las responsabilidades y obligaciones.

© Educación en base a la protección, sin caer en la asfixia (sobreprotección).

©  Exigir buenas calificaciones, porque está en una etapa vital para su desarrollo profesional.

©  Hacerlo sentir que tiene mi apoyo y en todo momento cuenta conmigo.

©   Impondría un horario de llegada fijo.

©   Imponer una figura de autoridad, forjada con buenos valores.

©   Le diría que lo amo y que es importante para mí.

©   Le enseñaría la importancia de los valores y que se respete a sí misma.

©   Lo guiaría por el buen camino, elevando su capacidad de lograr lo que se proponga.

©   No hacer uso de violencia física para ejercer disciplina.

©   No le permitiría desvelarse mucho.

©   Por medio del dialogo me comunicaría con ella.

©  Preguntarle como es el trato con las demás personas, si se encuentra bien o algo le molesta.

©   Tener mano dura “Lo que le pase, es porque ella así lo quiso”.

©   Vigilancia respecto a los hábitos alimenticios.

©   Vigilaría el tipo de amistades con las que se relaciona, reforzar la vigilancia.

©   “Lo mato”

 

Opiniones de alumnos de 18 años que no pueden pasar inadvertidas:

  • “Le brindaría todo mi tiempo y mi dedicación, mi entrega para que se sienta protegida”.
  • “Le daría unos buenos jalones de lengua por tantas cosas feas que diga, la torturaría en sí, para que entienda que lo malo se castiga y lo bueno se premia”.
  • “No haría uso de la violencia, ya que provoca cosas negativas, miedo, pena y acumulación de rencor”.
  • “No la dejaría salir mucho, menos cuando sé que está en la edad de la locura, ser tan exigente hasta que se enseñe a valer por sí misma”.
  • “Tendría mucho cuidado y la limitaría mucho más, no le daría toda mi confianza”.
  • “Trataría de cuidarla más y la vigilaría mucho para que no pierda su VIRGINIDAD”.

Cada  opinión vertida  manifiesta la experiencia y el aprendizaje del que probablemente pueda ser tu hijo, y de lo que ellos quisieran mejorar para sus próximas generaciones.

  

Y tú… ¿Qué harías con un padre como tú?

 

Espero comentarios. ¡Gracias!

 

Lic. Alicia Téllez Girón Díaz

atellez@cobaem.edu.mx


 

¡Cuidado tu hijo(a) requiere atención!
¡Cuidado tu hijo(a) requiere atención!
Correo Institucional
Correo Institucional
Da click para facebook
Facebook oficial Plantel 01 Cuernavaca

¿Cómo detectar el cáncer de mama?

Consejo Ciudadano de Seguridad Morelos
Consejo Ciudadano de Seguridad Morelos

No Basta